La UE y Suiza pondrán fin a una disputa sobre la fiscalidad de empresas comenzada hace 10 años

La UE y Suiza pondrán fin a una disputa sobre la fiscalidad de empresas comenzada hace 10 años

14 octubre 2014, 14:39
News
0
47

La Unión Europea y Suiza firmarán hoy una declaración conjunta que finalmente pondrá fin a una larga disputa sobre la fiscalidad de empresas que comenzó hace casi diez años, un paso que fue saludado hoy por la titular helvética de Finanzas, Eveline Widmer-Schlmumpf.

"Es el fin de una larga disputa que permite concentrarnos ahora en las cuestiones reales" de las relaciones fiscales y bilaterales entre la Confederación Helvética y la UE, indicó Widmer-Schlumpf a su llegada a Luxemburgo, donde se reúnen hoy los ministros de Economía y Finanzas de la Unión.

El país helvético terminará cinco regímenes fiscales, tres a nivel de cantones y dos a nivel federal, que fueron considerados discriminatorios por la UE y distorsionadores en el ámbito de la competencia, al garantizar a empresas extranjeras privilegios.

Suiza espera una "apertura" de la UE hacia la Confederación a partir de ese acuerdo, no solo en el resto de cuestiones fiscales abiertas, sino también en cuanto al "acceso a capital" para los bancos y seguros suizos.

"Es una buena señal. Significa que hablamos juntos y que buscamos soluciones", señaló Widmer-Schlumpf.

No se trata de una solución legal de la disputa, sino de un acuerdo para ya no tener que discutir sobre la "cuestión tributaria" y se ha acordado que, en cuanto Suiza aplique la nueva regulación, la UE dejará de tomar medidas de castigo, explicó la titular suiza de Finanzas en declaraciones a los medios de comunicación.

"Creo que es un buen resultado", recalcó Widmer-Schlumpf, quien sostuvo que el acuerdo permite a las empresas suizas "invertir de nuevo y tener seguridad jurídica y previsibilidad" sobre el marco aplicable.

Preguntada por la disputa fiscal que mantiene Suiza desde hace años con su vecino Italia, que ha puesto al país en una lista negra por sus prácticas tributarias en favor de las empresas extranjeras, Widmer-Schlumpf dijo que reiterará al ministro italiano, Carlo Padoan, que espera de Roma "soluciones en los próximos meses a las distintas cuestiones abiertas", incluido en una divergencia sobre dinero negro y los trabajadores transfronterizos.

Compartir con sus amigos: